Fausto Sportorno anunció que dejó el Consejo de Asesores de Javier Milei

Fausto Sportorno anunció en X que dejó de formar parte del Consejo de Asesores del Presidente. “Quiero agradecer a Javier Milei por la gran oportunidad de participar en este Consejo como también a Demian Reidel y al resto de sus miembros. Les deseo a todos el mayor de los éxitos”, indicó en su publicación. Días atrás, el hasta ahora asesor del Presidente había esbozado críticas a una conferencia del ministro de Economía, Luis Caputo, y el titular del BCRA, Santiago Bausili, y los había señalado como responsables de una negativa reacción del mercado en el marco de la activación de la “segunda etapa” del plan de estabilización del Gobierno. El posteo del economista obtuvo la rápida respuesta de Reidel, jefe de asesores de Milei: “¡Muchas gracias Fausto por tu aporte en el consejo! ¡Abrazo y suerte!”.

A partir de hoy dejo el Consejo de Asesores del Presidente, quiero agradecer al Presidente @JMilei por la gran oportunidad de participar en este Consejo como también a @dreidel1 y al resto de sus miembros. Les deseo a todos el mayor de los éxitos.

— Fausto Spotorno (@fspotorno) July 7, 2024

El pasado marzo, Milei anunció la conformación de un consejo de asesores que trabajaría de manera paralela al Ministerio de Economía. La agrupación estuvo integrada inicialmente por el exvicepresidente del Banco Central, Damián Reidel, el legislador libertario Ramiro Marra, el empresario Eduardo Bastitta, el economista Fausto Spotorno, el economista del CEP Ariel Coremberg, el CEO de Carta Financiera Miguel Boggiano y el director de Econométrica, Ramiro Castiñeira.

Cuatros meses después, el director de la consultora OJF & Asociados es la primera baja que sufre el grupo.

Las críticas de Spotorno a la conferencia de Caputo y Bausili: “El mercado esperaba algo más”

Previo a su salida, Spotorno había opinado sobre los anuncios del titular del Palacio de Hacienda y el presidente del Banco Central desde el Ministerio de Economía, que tuvieron lugar tras la aprobación en el Congreso de la Ley Bases y del Paquete Fiscal, En diálogo con Radio Rivadavia, consideró que los funcionarios [Caputo y Bausili] generaron expectativas con una medida que “podía haberse hecho con un comunicado” y calificó al anuncio de “muy malo”.

“El Gobierno salió con un anuncio un viernes a la noche y en el mercado esperaba algo más. Salió con un anuncio muy técnico, que no está mal, pero fue un anuncio muy técnico sobre un canje del tipo de deuda de los bancos”, sostuvo. Su planteo coincidió con el análisis de otros economistas y analistas financieros, como el caso de la calificadora Fitch, que advirtió ese mismo días por las dificultades que muestra el BCRA para sumar divisas y alertó por la apreciación cambiaria.

“Lo que está pasando desde mediados de mayo es que la brecha no se está achicando y las reservas están creciendo muy poquitito o nada, entonces el mercado se empieza a poner más nervioso. Y el sector privado te dice, ‘Yo necesitaría salir del cepo’, y se empieza a hacer más dramática la tensión”, indicó más adelante.

“Esa tensión entre el mercado, el sector privado y el Gobierno, empieza a marcarse cuando los números no parecen apuntar a salir del cepo. Está claro que el programa económico, a partir de acá, entra en una etapa mucho más delicada de lo que fue el primer semestre. Porque en el primer semestre, como siempre pasa en cualquier gobierno que inicia, le puede echar la culpa al gobierno anterior, puede corregir, hacer grandes correcciones violentas y salir bien parado, pero el anuncio del viernes te demuestra que ahora los errores se los van a facturar al Gobierno”, agregó Spotorno.

Por último, anticipó la recuperación: “La vamos a empezar a ver en el tercer trimestre, si es que esta recesión sigue el camino más o menos de las últimas recesiones que ha tenido Argentina. Pero por ahora sí se está viendo que dejó de caer la actividad económica y posiblemente hay algunos datos positivos en algunos sectores, vemos que cada vez hay más sectores que están mostrando alguna recuperación, eso es una buena señal, pero todavía estamos en el piso de la actividad económica. No se nota todavía un rebote claro, pero sí que dejó de caer, lo cual es un anticipo de que posiblemente en algún momento empiece la recuperación”.